Hospital Sant Joan de Déu Barcelona

Traducir

Pautas de alimentación en las galactosemias

Fuentes de galactosa. Imagen: HSJDBCN
Pautas de alimentación

El tratamiento nutricional de los niños con galactosemia consiste en eliminar la galactosa de la dieta.

La principal fuente de galactosa libre es la leche y sus derivados. Además, la galactosa puede hallarse en forma ligada en las vísceras (cerebro, riñón, hígado y bazo), en polisacáridos de origen vegetal abundantes en algunos cereales y leguminosas y en moléculas complejas presentes en legumbres secas. Por ello, es importante conocer la composición en galactosa de estos alimentos.

Así mismo, existe una síntesis de galactosa endógena, a partir de la glucosa, que disminuye con la edad, por lo que el adolescente y adulto podrían, en principio, ingerir una mayor proporción de galactosa en la dieta. Sin embargo, no existen suficientes estudios que apoyen la posibilidad de retirar la dieta restringida en galactosa en el adulto, por lo que es aconsejable mantener la dieta a lo largo de la vida.

¿Cómo se alimenta el recién nacido con galactosemia?

En el recién nacido conviene retirar la leche materna o lactancia artificial que contenga lactosa desde el primer momento del diagnóstico. La leche puede sustituirse por una leche especial en la que la lactosa se sustituya por fructosa, glucosa o dextrinomaltosa. y las proteínas proceden leche de vaca o de soja.

¿Cómo es la alimentación en la infancia?

La alimentación en la infancia

En la infancia la alimentación complementaria se debe introducir de forma similar a los demás niños, pero eliminando los productos que contienen galactosa (especialmente leche y derivados).

Hay que evitar los alimentos manufacturados en los que se desconocen el contenido en galactosa (en forma de edulcorante o saborizante) en concentraciones difícilmente comprobables. También muchos medicamentos contienen lactosa como excipiente, que es fácilmente comprobable en la información adjunta sobre la composición de los mismos.

Por otra parte, dada la restricción dietética de productos lácteos, pueden ser necesarios suplementos de calcio y vitamina D, que favorece su absorción.

Para facilitar el diseño del menú diario consuta la siguiente tabla de alimentos, clasificados en función de su contenido en galactosa.

Lista de alimentos clasificados según su contenido en galactosa
Grupos de alimentos Permitidos Prohibidos
Leche y derivados

Fórmulas de soja

Fórmulas elementales

Fórmulas hidrolizadas de arroz

Leche materna, fórmulas infantiles

Leche y derivados (yogures, flan, natillas, cremas, leche baja en lactosa, zumos con leche, batidos y helados lácteos…)

Quesos y quesos maduros*

(Gruyere, Tisler, Jarlberg)
Cereales Cereales, harinas y pasta de trigo, cebada, avena, centeno, maíz, arroz etc... Los manufacturados con leche.
Carnes, pescados y huevos Todos los frescos

Todas las vísceras

Los manufacturados que puedan contener leche, como frankfurt, embutidos etc. 
Verduras Todas frescas y congeladas* Todas las conservas que declaren lactosa
Frutas Todas frescas y congeladas* Todas las conservas que declaren lactosa
Legumbres*

Consumo moderado de:

Garbanzo, lentejas, judía blanca, guisante, cacahuete, soja y productos derivados de la soja NO fermentados (bebida de soja, tofu, proteína de la soja tipo hamburguesas)
Productos de la soja fermentados (miso, tempeh, natto, sufu)
Frutos secos*  Todos  
Grasas

Aceites vegetales, manteca de cerdo, margarina sin leche

Mantequilla de coco

Nata vegetal

Mantequilla. Nata

Margarina con leche

Mantequilla de cacahuete con leche
Azúcares

Azúcar blanco, moreno, integral

Miel

Edulcorantes  

Edulcorantes con lactosa

Caramelos tipo toffee® 
Aditivos

Ácido láctico E270

Lactatos:  sódico y potásico E325, cálcico E27

Lactitol, lactoalbúmina, lactoglobulina, licasina, glutamato monosódico,

E-406 (agar-agar), E-407 (carrogenanos), E-410 (goma garrofín)

Galactosa

Lactosa

Caseínatos* (H4511/H4512)

* Según la evolución clínica del paciente puede que estos productos se liberen o restrinjan bajo el criterio médico. Seguir siempre las recomendaciones del médico especialista.

Última actualización: Mayo 2015

Última modificación: 
16/09/2015